Avisar de contenido inadecuado

VIII - Sobre la falsa creencia en la felicidad

{
}

                                                    VIII

Sobre la falsa creencia en la felicidad.- Quizá algunos se sorprendan sobre lo que pienso, pero para mí, la "felicidad" no existe.

Concibo a la felicidad como solo un ideal y nada más. Digo esto, porque para mí, no existe felicidad sobre la tierra, lo único que existe, son momentos buenos, momentos agradables, momentos tiernos, momentos dulces, pero solo eso, simples "momentos". Y como todo "momento", siempre son pasajeros, transitorios y no permanentes.

La vida se basa entonces en "¿momentos?" Se puede decir que si o se podría decir que no, pero lo único real es que existo y estoy acá. No me paso la vida buscando la "felicidad", porque considero que lo más racional que puedo hacer, es tratar de encontrar la tranquilidad, pero con la plena conciencia de que esta tampoco es "eterna" o "absoluta", porque nada en la vida lo es, ya que todo está en constante cambio, evolución y progreso.

La tranquilidad estoica o la tranquilidad de espíritu es la que me gustaría alcanzar, pero quizá no pueda. Sin embargo, puedo tener la confianza en mí de luchar por conseguir eso y no la "felicidad", porque esta utopía no podría entrar a mi vida, no porque no la dejo que entre, sino porque lo que no existe, no podrá entrar. Veo que muchos hablan de la "felicidad" como si fuera algo real, pero luego cuando sufren alguna desgracia les digo "¿dónde está tu felicidad?" y me dicen "no sé", yo les digo "¿no será que lo que consideraste "felicidad" no era más que una de las tantas ilusiones que la vida te hace creer?" y muchas veces no saben que decirme, algunos me dan la razón, pero para ser directo, no busco que me den la razón, sino solamente que se den cuenta por sí mismos que la "felicidad" siempre fue una utopía, porque la "felicidad" engaña a los hombres haciéndolos creer que existe y no es así. Porque desde el momento que sabemos que las cosas que hoy son, mañana no serán, no podemos determinar algo como la "felicidad", porque si una vez obtenida esta, entonces quiere decir que estarás "feliz" para siempre. Es más, cuando te esfuerzas por alcanzar la "felicidad" y por un momento crees que la has obtenido, es entonces cuando dejas de tenerla porque viene el decaimiento, el sufrimiento y eso no puede ser posible, pero lo es. Esto no es "felicidad" sino realidad.

Por otra parte, la tranquilidad es lo cierto, porque puedes estar tranquilo durante mucho tiempo, por ejemplo, cuando nadie te gusta y te dedicas a tu trabajo o a tus estudios de manera tranquila. Mientras que algunos, por querer buscar la "felicidad" muchas veces realizan cosas que al final en vez de que le ayuden a encontrarla, lo perjudican y caen más en su mismo engaño. Como le dije una vez a un amigo "Por querer buscar la "felicidad" solo encontraste "infelicidad". A veces por buscar algo, al final terminamos perjudicándonos más, pero eso pasa por buscar falsos idealismos, ya que muchas veces no sabemos realmente ¿qué es lo que queremos? Y nos aferramos sin saber, a ciencia cierta, a eso que pensamos nos hará "feliz" pero que simplemente solo forma parte de un bello sueño, dándonos cuenta que no era un "bello sueño", sino una horrenda pesadilla. Entonces se viene abajo el mundo y te cae la noche, pero eso ocurre porque tú mismo lo buscaste, ya que nadie te obligó a buscar la supuesta "felicidad", sino solamente tú mismo decidiste hacerlo, creyendo que eso es real, y al final nunca la encuentras, lo único que podrás obtener - a lo mucho - solo serán momentos buenos, pero tú te empeñarás en decir "qué me importa!! así sea tan solo un momento lindo, quiero vivirlo!!!", bueno estás en tu derecho, si gustas vívelo, pero luego el sufrimiento será el que persista durante los próximos días. Si logras comprender esto, entonces podrás desechar a la "felicidad" de tu vida. No la busques, no la mires como lo más sagrado, sino como lo más profano. No pienses en ella como la cúspide de tu victoria, sino como la cúspide de tu derrota, pues al final en un mundo imperfecto y gobernado por personas que siempre buscan destruirte o aplastarte (como cuando aplastas a algún parásito) no podrías ser feliz jamás. Y si por un momento pensaste en que si no eres "feliz" en este mundo, podrás serlo en el "otro", lo mejor que puedo decirte es que te quites la venda de los ojos de una buena vez, y también empieza por darte cuenta que no hay "otro mundo", la realidad es aquí y ahora, el tiempo es el hoy y las cosas que hagas determinarán tu mañana.

El mundo es infeliz y tú pretendes alcanzar "felicidad" en un lugar infeliz, no! te equivocas, la realidad es dura, no suave, las cosas se consiguen a base de esfuerzo y sacrificio, no a base de estar metido en tu casa sin hacer nada, pues la ley es la siguiente "Si quieres algo, no lo pidas, solo tómalo!" pero dirás "¿y si me castigan por tomarlo?" pues bien, entonces aprenderás que no debes tomarlo así por así, sino primero analizar la manera de cómo poderlo tomarlo, sin que te "castiguen". Sin embargo, con esto quiero dejar en claro que no me refiero al "hurto" o "robo", sino a la disponibilidad positiva del espíritu para determinar siempre el actuar.

Algunos pensarán que soy "infeliz", pero no lo soy, porque quien no cree en la "felicidad", tampoco cree en la "infelicidad". Así que ya lo sabes, si luchas por buscar la "felicidad" pierdes tu tiempo, porque lo que halles al final no te gustará, sino más bien te afectará. Recomiendo pues, tratar de buscar la tranquilidad, no la "felicidad", pero esto es solo un consejo, pues quien tenga entendimiento para entender, que entienda.

Los dejo con uno de mis aforismos: "La felicidad es un engaño más que te ofrece la vida para que no te des cuenta del gran sufrimiento que te espera." Piensen en esto.

 TAGS:

{
}
{
}

Deja tu comentario VIII - Sobre la falsa creencia en la felicidad

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre