Avisar de contenido inadecuado

III - Sobre los problemas de la vida y la incomprensión

{
}

                                                   
                                                    III

Sobre los problemas de la vida y la incomprensión.- Estando Hefrén con las personas que lo seguían, llegaron a un río, se detuvieron para beber un poco de agua y refrescarse, cuando en eso, un hombre le hizo una pregunta:

- Dinos Hefrén ¿por qué existen los problemas en la vida y la incomprensión por parte de nuestros semejantes?

Hefrén, terminándose de refrescar, mirándolos a todos, les dijo:

"Vosotros muchas veces no sabéis el ¿por qué? se crean los problemas. Si os detenéis un momento y pensáos con lógica, llegaremos a la conclusión que la mayoría de veces (casi siempre) sois vosotros mismos los que creáis los problemas. Sin embargo, así como "creáis" tales problemas, debéis ser capaces de pensar también en como salir de ellos, encontrando y aplicando una solución fáctica, real y concreta.

En realidad, esto es simple, ya que si sois capaces de "crear" el problema, entonces también debéis ser capaces de darle la solución correspondiente a lo que vosotros mismos habéis creado. Sin embargo, os da miedo muchas veces afrontar la realidad y vosotros atormentáos con las nefastas consecuencias de vuestros propios actos, olvidando por completo de actuar y de darle una solución práctica a la dificultad que atravesáis.

Aún así, queda una interrogante ¿cómo darle solución al problema? Y es aquí donde cada quién debe hallar la solución con cabeza fría, pues las dificultades a la cual vosotros estáis sometidos, siempre ha de tener no solo una solución, sino algunas "posibles soluciones" y es ahí donde vosotros debéis pensar en optar alguna. No por la más fácil, sino por la mejor. Claro que lo "ideal" sería no meterse en pleitos, litigios, etc., pero como el hombre por naturaleza es una criatura problemática, conflictiva, se le hace muy difícil no crear sus propios problemas, pues muchas veces puede más el "yo" que el "tú", y es así como el yo interior puede ser capaz de crear los más bellos poemas y obras de arte, también es capaz de destruir todo lo hermoso en cuestión de segundos. 

Sépase pues que el problema nace con el hombre, porque el hombre mismo es un ser problemático, difícil de entenderse asímismo e incapaz - muchas veces - de comprender a los demás, ya que ni él mismo es capaz de comprenderse.

Sabed pues que la vida misma del hombre es un "problema", y así como este, otro problema es el caso de la "comprensión". Es más, os pregunto ¿a qué va unida la comprensión? Si nos ponemos a pensar un poco, veremos que la comprensión va unida a la vivencia y esta a la experiencia, pues cuando uno dice "quiero que me comprendas", aquel sujeto que lo dice, es porque quisiera que la otra persona pase por lo que está pasando aquel o quizá que haya pasado por alguna situación similar. Sin embargo, es difícil poder "comprender" a una persona, si uno no ha atravesado una etapa como la suya, o alguna situación parecida con la cual se pueda identificar, por ende, nunca podrá ser comprendido.

Por otra parte, algunas personas recurren a los amigos o a la religión, creyendo encontrar ahí la tan anhelada “comprensión”, como también en algún apoyo moral o “divino”, ya que al atravesar por un cuadro de incomprensión, esto puede llevar a una baja autoestima y podría perjudicar o afectar el estado de ánimo del individuo, ya que al sentir que nadie le comprende, puede con el tiempo llegar a perder la confianza en sí mismo y pasar de una etapa de incomprensión a depresión.

Empero, debe saberse que las personas incomprendidas pueden presentar se debe a algunas alteraciones en su estado de ánimo, y así pueden ser sumergidos fácilmente a una tristeza profunda o simplemente pueden optar por el aislamiento (encerrarse en sí mismo) y si esto no se llega a tratar, puede ser peligroso, terminando quizá con el suicidio.

Lamentablemente hermanos míos, solo quedaría buscar a una persona que haya atravesado lo mismo que el incomprendido, ya que solo así podéis saber lo que uno siente, de lo contrario, será imposible poder comprender al otro. Además quien ya atravesó una situación difícil, podrá aconsejar o al menos dar como testimonio, cómo pudo salir de esa etapa o cómo pudo afrontar su situación. Solamente esa persona sabrá comprender y entender a un incomprendido. Pues recordáos que “El Entendimiento es para la razón, lo que la comprensión es para el corazón”.

Y diciendo esto Hefrén, el hombre quedó satisfecho con la respuesta y todos prosiguieron su camino. 


 TAGS:

 

 

{
}
{
}

Deja tu comentario III - Sobre los problemas de la vida y la incomprensión

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre